objetivos: AF Nikkor 75-240mm f/4.5-5.6 D


AF Nikkor 75-240mm f/4.5-5.6 D, con Nikon D80

Este zoom es un teleobjetivo descatalogado, construido para 35mm y apto para digital, con unas prestaciones bastante dignas para retratos y fantásticas para paisajes. Para mi gusto dos o tres puntos por encima de los Nikkor 70-300mm G en calidad de imagen, en construcción y prestaciones, y a un precio similar en el mercado de ocasión. Perderemos 5mm en el extremo angular y 60mm en el tele en la comparativa, pero parece que este 75-240 es bastante superior en el resto de prestaciones.

construcción

Es un objetivo con el exterior de plástico, con un diseño un tanto desfasado pero con un acabado excelente y durable. El plástico también se ha usado para la montura, lo que le resta un punto de calidad. Tiene tres aros de giro, para el control del zoom, el enfoque y el diafragmado.

En conjunto me parece demasiado ligero, creo que un teleobjetivo debe dejar sentir su peso para ganar estabilidad en el largo alcance, aunque cueste mas cogerlo a pulso salimos ganando a la hora de disparar y salvar la trepidación. A este 75-240mm le hubiera venido muy bien una montura metálica para acabar de tirar el centro de gravedad hacia la cámara.



EXIF: Model - NIKON D80
FocalLength - 240.00 mm - 360mm equiv.
ExposureTime - 1/80 seconds (a pulso, sin trípode)
FNumber - 8.00
ISOSpeedRatings - 100
MeteringMode - Multi-segment
LightSource - Fine weather

El anillo de enfoque es correcto y preciso, con poco giro, las estrías son del mismo plástico del cuerpo y suficientemente largas para el tacto, más largas que las estrías del 70-300mm, y el aro del barril es sensiblemente mas corto.

El anillo de zoom es muy ancho y cómodo de accionar, aunque no me convence la goma que Nikon usa en estos objetivos, preferiría el mismo plástico de la montura o que fuera metálico, es mas fácil de limpiar. Esa goma "destiñe" de alguna manera con el uso, aunque esté limpia no da sensación de limpieza. Una solución que aplico cuando se queda blanquecina es limpiarla con un pincel para llegar bien a los huecos, con un poco de limpiamuebles en spray (sobre las cerdas del pincel), parece que recupera un buen aspecto y queda muy limpia.

El anillo de diafragmas es un poco duro de accionar aunque lo tendremos bloqueado para su uso con cámaras que permitan el autofoco, no es problema si no lo usamos en manual para macro con tubos de extensión o invertido, por ejemplo. Pero tampoco es un objetivo que le sienten bien esas funciones, aunque permite unas aperturas bastante cerradas. No es precisamente luminoso, su mayor apertura es de f4.5 a 75mm pero aún así el autofoco (con cámaras con motor de enfoque) es bastante rápido y preciso, el recorrido completo del barril de 1.5m a infinito es solo de unos 50º de giro.

Nota: en las cámaras sin motor de enfoque en el cuerpo (D40, D60, D3000-D5100...) no podremos usar el autofoco, deberemos enfocar en modo manual.

prestaciones de imagen

He podido conseguirs tomas nítidas a pulso de pie y sin apoyos (ver foto izquierda NEF sin retocar y datos EXIF), ha sido a F/8 y 1/80s a 240mm (360mm equiv) enfocando a unos 150 metros, en exterior con una luz no muy dura con un tímido sol dejándose entrever entre una ligera neblina mañanera. Al margen de la pericia o de la suerte de esa toma concreta, parece que en el extremo tele entra luz suficiente para disparar a pulso. Recomiendo encarecidamente este 75-240mm para callejear en busca de paisajes, por supuesto por encima del 70-300mm G, incluso un punto por encima del AF 70-210mm para esta modalidad fotográfica "casual" a pulso sin VR.

El diafragma es de siete palas redondeadas a su mayor apertura, que es de f4.5. No es una apertura sobre el papel que permita grandes desenfoques, aunque me ha sorprendido con alguna foto fantástica a 180mm y F/8 a tres metros de distancia del sujeto, se me antojan buenísimos retratos con un bokeh de calidad muy neutro.

En cuanto a nitidez la tendremos casi garantizada por esa escasa luminosidad. En las fotografías realizadas lo he notado flojo en las distancias mas cortas por debajo de dos metros y a F/4.5, debido a distintas aberraciones cromáticas y a una nitidez escasa incluso en el centro del fotograma en esa mayor apertura, pero solo en esa corta distancia. Luego se corrige por completo y se convierte en un objetivo casi perfecto para diafragmas abiertos como muy cerrados sin pérdidas apreciables de nitidez en todas las focales y en las esquinas de la foto, a partir de tres metros. Incluso a f/25-f30 mantiene un nivel de detalle imposible de conseguir con otros objetivos a esas aperturas. Promete paisajes impresionantes. Y nota de mención, parece que está casi libre de aberraciones cromáticas, y a F/40 los resultados siguen siendo notables en cuanto a nitidez.

Otro uso derivado de esta capacidad pueden ser las exposiciones largas, ¡nos permitirá alargar los tiempos de exposición sin tener que usar filtros cerrando el diafragma! Lógicamente tendremos que apostar también por usar un buen trípode.


Mis mejores fotos con este objetivo

Para fotografía macro extrema en el mejor de los casos con tubos de extensión +3+2+1 se consigue aproximadamente una relación máxima de 1:1 a la focal de 75mm a una distancia de unos diez-quince centímetros del sujeto, no es excesivo, debido a una focal larga de 75mm y de una distancia mínima de enfoque bastante grande del grupo óptico. Los resultados van a ser de gran calidad, aunque tampoco sean ampliaciones demasiado grandes, pero para conseguirlos deberemos estabilizar muy bien la cámara puesto que las exposiciones serán largas. Si hay un poco de viento o queremos fotografiar un sujeto en movimiento a esos niveles de ampliación necesitaremos algo mas que un potente flash para dar luz a la escena y congelar la imagen, se me antoja muy complicado o una solución demasiado cara, habiendo mejores objetivos para esta práctica dentro de esta gama.

En cualquier caso en modo macro con tubos de extensión no conviene usar la apertura mas cerrada si precisamos nitidez, el anillo manual de diafragmas pasa de f/22 a F/32 sin saltos intermedios. Mejor usar F/22 que F/32 en modo manual en la focal de 70mm, en F/32-F40 la difracción se hace notar bastante con tanta ampliación. En modo automático controlado por la cámara podremos usar F22-25-29-32 (recomiendo a F/25) en 70mm, y F22-25-29-32-36-40 para 240mm, focal con la que no conseguimos prácticamente ninguna ampliación aunque si reducir un poco la distancia mínima de enfoque con los tubos de extensión citados. En cualquier caso en el macro forzado veremos el bajísimo nivel de aberraciones cromáticas de esta óptica, lo que juega en favor de la nitidez de las fotografías.

Mis mejores fotos con este objetivo

Creo que conviene compararlo con el AF 70-300G (no confundir con el 70-300mm ED), que vino a rivalizar con este 75-240mm en el segmento de zooms teleobjetivos de entrada de Nikon. En principio y va también "para gustos", la diferencia de extremo tele (240mm contra 300mm) no es tan grande como para convertirse en una ventaja a favor del mas tele, si no mas bien lo contrario. Estirando mas el zoom perderemos algo de prestaciones ópticas, y este caso sirve para ilustrar el dicho. El 75-240mm me parece bastante superior en la óptica al 70-300mmG, y le tenemos que sumar un plus en su construcción mas equilibrada.

Las mejores fotos se consiguen con este 75-240mm a partir de tres metros de distancia en cualquier apertura y distancia focal, por debajo de tres metros a F/5.6 los resultados son suaves pero podemos disparar por encima de F/8 para conseguir fotos excelentes. A partir de esta distancia nos podemos mover en cualquier apertura por debajo de F/22 para obtener una nitidez buenísima, y fotos practicamente libres de aberrraciones cromáticas ¡incluso en situaciones de alto contraste! Solo por este dato merece la pena hacerle un hueco en la bolsa a esta óptica. Si tenemos buena luz en exteriores podemos pasar a modo "A" y fijar la apertura en F/11 con ISO Auto máximo 400 para disparar sin preocupaciones y centrarnos en la composición de la toma, sin que nos haga falta un sistema VR.

Mis mejores fotos con este objetivo

El que quiera que se atreva con un AF 70-210mm (descatalogado, como el 75-240mm) si quiere calidad de imagen total y construcción exquisita, es la mejor solución puesto que de ocasión en buen estado no suele pasar de 150 euros, eso sí, pesa casi el doble que este; luego propongo el 75-240mm que tiene algo mas de alcance que el anterior, con una calidad de imagen excelente también pero con peor construcción y menos peso rondando los 100 euros; otro objetivo en liza puede ser el Sigma 70-300mm DG Macro y algo por detrás el antes citado 70-300G, que no cuenta con anillo de diafragma y con una calidad de imagen y construcción inferior a los anteriores, siendo su precio sensiblemente mas elevado nuevo con garantía que el de los otros dos de ocasión, cerca de los 200 euros nuevo, y algo por debajo de 100 euros usado. Parece que el precio en el mercado de ocasión de estos productos pone cada cosa en su sitio; son productos que nos van a durar años y van a dar mucha guerra si los tratamos bien y sabemos sacarles partido.

AF Nikkor 75-240mm f/4.5-5.6 D

especificaciones técnicas

Sistema de lentes: 12 elementos en 9 grupos
Angulo de visión 31º40 a 10º20
Nº de aspas del diafragma 7
Apertura máxima f4.5 a 75mm, f5.6 a 240mm
Apertura mínima f32 - f40
Distancia mínima de enfoque 150 cm
Tamaño de rosca para filtros 52mm
Aumento máximo 1:5
Dimensiones min. (diámetro x largo) 71 x 121 mm
Peso 380 g.
Accesorio: parasol de bayoneta HB-21

Precio de 2ª mano usado: entre 80 y 100 euros

fotos y opinión por ©2012 Juan Gaston Alonso para masternautas.com